top of page
Search

¿Qué es “Skin Cycling”? ¿Vale la pena?



Con todos los “trends” en TikTok he escuchado muchas cosas que realmente no recomendaría y honestamente hasta me vuela la cabeza, pero sí hay uno que realmente vale la pena. El “Skin Cycling” o Ciclo Cutáneo es un concepto que ha ganado terreno en el ámbito del cuidado de la piel (en Irvine llevamos décadas haciendo esto mismo), enfatizando la importancia de adaptar las rutinas de cuidado de la piel a los ciclos naturales de la piel. Este concepto reconoce que las necesidades de la piel pueden variar a lo largo de diferentes fases, como los ciclos diarios, los cambios hormonales mensuales y las transiciones estacionales. Al alinear las prácticas de cuidado de la piel con estos ciclos, las personas pueden optimizar la efectividad de sus rutinas y promover una piel más saludable y radiante.


  • Diariamente, nuestra piel experimenta fluctuaciones en factores como la hidratación, la producción de aceite y la exposición a factores estresantes ambientales. Las rutinas matutinas pueden centrarse en la protección e hidratación, mientras que las rutinas nocturnas pueden incluir elementos reparadores y rejuvenecedores. Adaptar productos y técnicas a estos cambios diarios ayuda a mantener una barrera cutánea equilibrada y resistente.

  • Para muchas personas, las fluctuaciones hormonales durante el ciclo menstrual pueden afectar la condición de la piel. Comprender estas variaciones permite ajustes específicos en el cuidado de la piel. Los productos que contienen ingredientes calmantes durante la fase premenstrual y elementos enfocados en la hidratación durante la fase post-menstrual pueden contribuir a una tez más estable.

  • Las estaciones cambiantes traen alteraciones en la temperatura, humedad y exposición al sol, afectando las necesidades de la piel. El ciclo cutáneo implica modificar las rutinas de cuidado de la piel con las estaciones. Transicionar hacia formulaciones más ligeras o hidratantes, ajustar la potencia del protector solar e incorporar antioxidantes puede ayudar a que la piel se adapte a los cambios ambientales.



El “Skin Cycling” fomenta el uso de diferentes productos durante fases específicas. Por ejemplo, incorporar productos exfoliantes durante las fases de renovación cutánea u optar por ingredientes calmantes durante períodos de mayor sensibilidad. La personalización permite a los individuos abordar preocupaciones específicas al tiempo que promueven la salud general de la piel.


Incorporar el “Skin Cycling” no se trata sólo de los productos utilizados; se extiende a factores de estilo de vida. Una hidratación adecuada, una dieta equilibrada y la gestión del estrés contribuyen a la salud general de la piel. Un enfoque holístico considera factores tanto internos como externos, reconociendo que el cuidado de la piel no es una solución única para todos.


Incorporar el “Skin Cycling” en tu rutina de cuidado de la piel ofrece un enfoque personalizado y adaptativo para mantener una piel saludable y vibrante. Al reconocer la naturaleza dinámica de la piel y ajustar el cuidado, en consecuencia, las personas pueden desbloquear el potencial completo de su régimen de cuidado de la piel, promoviendo una tez radiante que refleje el equilibrio interior. En Irvine Skin Care, nuestro equipo está preparado para ayudarle a determinar lo que necesita su piel y cómo podemos ayudarle a alcanzar sus metas para entrar en su “Fresh Skin Era”.




75 views0 comments
bottom of page