top of page
Search

¡Que Calor! Consejos para su piel.


Estamos en shock por el calor... No estamos solos, es el mundo entero. Nos llegan noticias de los científicos calculando que el calentón es el peor en 100,000 años y se va a agravar. Por eso hace unos días escribí un blog, pero la verdad, me quedé corta. Esto está feo, y si vas a Europa, a la Florida, Las Vegas y otro montón de lugares puedes esperar sancocharte. Para colmo en nuestra Isla los polvos del Sahara están super fuertes.


En Irvine Skin Care reconocemos que aprender a cuidar de nuestra piel y realizar los pasos necesarios para atenderla puede tomar un poco de tiempo. Hay muchas variables a considerar y nos aseguramos del uso correcto de los productos paso a paso, para recibir su mayor beneficio. En esta ocasión primero, hablaremos sobre el cuidado de la piel en días de playa o exposición solar frecuente, más adelante tenemos muchos consejos que no habíamos publicado antes. Si aquí no cubrimos tu inquietud o tienes algo en particular que quieres consultar, ¡déjanos saber! Que tu piel se mantenga súper es nuestra razón de ser.


Cómo protegerse del sol en la playa o por exposición directa:

  • Si vas a la playa o a hacer ejercicios bajo el sol: Limpia tu rostro y aplica tu primera capa de filtro solar directamente en la piel limpia siempre, AL MENOS 15 A 20 MINUTOS ANTES DE EXPONERTE. Repite la aplicación varias veces en el día, con nuestro sol para ir a la segura, pienso que es más seguro aplicarlo con más frecuencia que lo que nos dice el manufacturero. Me encanta la marca Raw Elements por sus ingredientes naturales, alto contenido de Titanium Dioxide y Zinc Oxide (non-nano) que lo hacen uno de los más seguros en el mercado para los humanos y nuestros amiguitos que viven en el mar. Para retocarse fácilmente, hay tubitos o barritas para el rostro y los labios.

  • Si te expones a diario (como nuestros clientes reportando noticias desde la calle): Los polvos minerales, CC y BB Creams no ofrecen suficiente protección para esa exposición directa, aunque pueden ser muy valiosos para “retoques” durante el día. Aplica tu filtro al final de tu rutina de la mañana. En Irvine Skin Care no recomendamos SPFs (Factores de Protección Solar) más altos de 50 por sus contenidos químicos. Es mejor retocarse frecuentemente y tener menos riesgos que con un factor de protección más alto.

Cuidar tus productos en el verano:


  • Nunca dejes los potes de tus cremas, maquillajes o protectores solares expuestos directamente en el sol y jamás en el carro. El calor puede afectar la fórmula y dañar completamente un producto.

  • Desinfecta tus brochas y aplicadores de maquillaje diariamente. Recomendamos atomizar alcohol, frotar contra un papel toalla para desinfectar y se seque enseguida.

  • Aunque es recomendable eliminar tu delineador y maquillaje de pestañas cada tres meses, cuando hay calor debes estar bien pendiente de no dejar pasar más de ese tiempo.

  • Puedes guardar tus productos de cuidado de la piel en la nevera. Los mejores productos tienen pocos o ningún preservativo químico que, aunque son mejores para la piel pueden descomponerse fácilmente. El frío los mantiene preservados.

  • Cuando viajes, trata de envasar tus productos en potes plásticos pequeños y llevarlos contigo “carry-on”. Son bien accesibles y así proteges las fórmulas de los cambios de presión y temperatura que pueden afectarlos.


Más consejos para la piel en el verano:


  • En la playa o actividades bajo el sol: Usa sombreros de ala ancha, si es posible, pon una botella con agua sola en un atomizador en tu hielera y cada vez que te vas a retocar el filtro, riega tu cara con el agua bien fría, sécala y aplica el filtro solar.

  • Si estás con maquillaje bajo el sol: Refresca la piel presionando un poco de nuestro producto Glycolic and Salicylic Astringent para llevarse el exceso de grasa y sudor antes del retoque con el maquillaje con SPF. Si no se arrastra el algodón (a diferencia de cómo hacemos en nuestra rutina de limpieza) no se remueve el maquillaje, sólo se siente refrescante. Los de pieles resecas pueden atomizar un poco de jugo de sábila al cual se le ha añadido unas gotas de aceite de semillas de uva (grapeseed oil) bien frío para refrescar la piel, con los ojos cerrados y algo distante para no mojar y regar el maquillaje.


  • Tratamiento en el hogar para después de exposición solar: Refréscate e hidrátate bien primero antes de lavar el rostro con agua fría. Piensa, si estás bien caliente (como si fuera una sartén) y tiras agua fría sale vapor… ¡No sometas tu piel a esto! Cuando ya haya disminuido la sensación del calor y la piel esté más fresca, esmérate limpiándola. Los filtros solares y maquillajes encubridores (concealers) son pesados así que sugerimos dos lavadas para removerlos bien. Luego aplica compresas de agua helada sola o con unas gotas de extracto de melaleuca (tea tree), lavanda o té de camomila. Si hay rojez o sensibilidad (que puede agravarse con los Polvos del Sahara hablamos de esto más adelante), aplica tu tónico o astringente diluido mojando primero el algodón en agua fresca, exprimiéndolo bien y para echarle unas gotas de la solución en el algodón.


  • Para refrescar la piel en cualquier momento y evitar manchas, rojez e inflamación:

¡Lo mejor es el frío en la cabeza! Puedes usar una bolsa de hielo, o un gorro frío de los que se usan para migraña (lo puedes conseguir en Amazon) o…. gracioso PERO FUNCIONA… compra una bolsa de guisantes verdes (green peas) mediana. La mantienes en el freezer y la pones en la cabeza así super fría. Lo bueno que tiene es que se acomoda bien y puedes seguir con tus labores. ¡Un éxito en lo que te llega el gorro de Amazon!


Si tienes unos minutos adicionales puedes refrescarte aún mas, aplicando una capita de yogurt griego sin sabor en el rostro y encima compresas de agua fría como mascarilla. Si sientes la deshidratación y tirantez o tu piel se ve opaca utiliza tu humectante aplicando capas adicionales.

  • Bregar con el efecto de los Polvos del Sahara, el aumento en la intensidad de los Rayos UV, la humedad y el calor en tu piel: La mezcla de éstos crean una explosión en muchas pieles. Imagínate si el carro se llena de esas partículas oscuras que hasta afectan la pintura, ¿qué podemos esperar con la piel que es tan delicada? Lo sabemos, la tienes que súper limpiar si no... ¡el desastre! Aparecen los brotes, irritaciones, puntos rojos por la presencia de bacterias, alergias, y la molestia en los párpados ni se diga… pican, arden, se ponen rojos o sensibles. Si tienes este problema en los párpados las compresas de agua caliente en una toallita pequeña (wash cloth) con aceite de melaleuca (sí, calientes al principio y las dejas enfriar puestas y las mantienes un rato más) son excelentes para refrescar profundamente, calmar y aliviarte. Si tu situación es severa visita a tu médico para determinar si necesitas algún medicamento.

  • Importante para todas las pieles: Remueve el maquillaje totalmente siempre antes de acostarte. Esmérate limpiando el maquillaje de los ojos, no dejes rastro de éste nunca... ¡jamás! El maquillaje tupe tus poros, afecta tu piel, tus cejas y pestañas y, como si fuese poco, la salud de tus ojos.

  • Si tienes piel con tendencia a los brotes o es grasa: Lava tu piel de 3 a 4 veces al día. No es tan difícil hacerlo… a mitad del día no tienes que quitar el maquillaje de los ojos. ¡No tienes que hacer la rutina completa! La “tercera lavada” puede ser al llegar al hogar o al salir del gimnasio. Al igual que en la segunda vez, no necesitas hacer la rutina completa. En la cuarta, por la noche, lava y da una segunda lavada si es necesario a lo “rinse and repeat” como en el champú del cabello.

  • Si tu piel es combinada o de normal a seca, pero está expuesta al sol: Antes de retocar el maquillaje, aplica el astringente o tónico con un algodón chato, con movimientos largos sin “palmaditas” (a diferencia de como lo haces en tu rutina de AM y PM que usas movimientos largos para eliminar residuos). Si tienes piel combinada, utiliza el astringente en el área grasa y el tónico en el resto de la cara. Y por favor, nunca nunca uses mota. Una brocha que desinfectas o un “cotton round” puede hacer el trabajo perfectamente. Vé a la segura.

  • El cuidado de tu piel cuando viajas: Si estás limitada en tu espacio de “carry-on” hay ciertos pasos que no debes dejar atrás. Tu limpiador y tónico o astringente son indispensables para evitar espinillas y brotes. Por último, como imprescindible, fielmente usa tu humectante y tu filtro solar. Claro, si puedes llevar toda tu rutina, cogerte un “break” y relajarte empaca tus productos en frasquitos “travel” ... eso es perfecto.

  • Si has seguido estos consejos para no afectarte con el sol posiblemente no te quemes ni te pongas roja, “quemada” o sensible, puedes retomar tu rutina normal la noche siguiente después de un día de playa. Si trabajas bajo el sol, sigue los consejos, toma mucha agua y añade tomar líquidos super hidratantes tales como el agua de coco o melón, leches (puede ser de nueces), Hydration IV, Gatorade o Pedialyte. Evita la cafeína en café y refrescos, éstos te deshidratan.

En Irvine Skin estamos para aconsejarte y apoyarte en su cuidado de la piel. No dudes en contactarnos vía teléfono al (787)-775-3333 o escribenos por correo electrónico reception@irvineskinpr.com.




88 views0 comments
bottom of page